¿Qué aporta generar acciones con influencers en comparación con los medios tradicionales?
26 Septiembre 2019

El Influencer del futuro

Mucho se hablado de la decisión de Instagram de ocultar los me gusta, pero la realidad es que con la desaparición de los likes, no cambia mucho, porque tanto los influencers como las marcas o agencias que los vayan a contratar van a tener acceso a esos datos de cantidad de me gusta, interacciones y conversión como actualmente sucede con las stories.

Además, si bien los likes siguen siendo un símbolo de estatus, a nivel comercial ya no tienen el valor de hace unos años atrás.

Hace tiempo que no se elige a los influencers por el número de likes. Se demostró que es un dato fácilmente manipulable y no tiene valor a la hora de trabajar porque no revela información de utilidad. Las variables que actualmente se tienen en cuenta al realizar una campaña con influencers son: que tengan una comunidad que se corresponda con el público objetivo del producto y además que tengan un buen engagement rate, es decir, una tasa elevada de seguidores comprometidos. Por lo tanto, hoy se privilegia más el tipo de contenido y la afinidad del usuario con el influencer.

El objetivo, en definitiva, es apuntar a contenidos más elaborados y a la transparencia publicitaria porque el usuario tiene que saber que es publicidad lo que está viendo, pero que la misma está bien adicionada, con una lógica y no a la fuerza.

En otros países es obligatorio detallar si la publicación que se hace es un anuncio. Se advierte con etiquetas como #ad, #sponsored o con la aclaración de que la publicación está patrocinada a través de herramientas específicas de las que disponen las cuentas verificadas. En España, por ejemplo, están elaborando un código de conducta sobre el uso de influencers en la publicidad para regular la situación.

El hecho es que a partir de ahora, que no aparecezca el número de likes va a llevar a que se elaboren mejor las publicaciones. Al no aparecer los “me gusta” visibles para darle valor la publicación, la forma de trabajar se profesionalizará más.

Estos cambios ponen de manifiesto la necesidad de que el modelo del marketing de influencers gane en seriedad, establecienco indicadores de rendimiento efectivos que no tienen que ver con la visibilidad de los “me gusta” en esta red. Pasa más por el hecho que las marcas primero tienen que saber por qué y para qué necesitan una colaboración con un influencers y la misma tiene que estar justificada con indicadores concretos, no solo porque el prescriptor tenga un buen feed o un gran número de followers y likes. Significa más transparencia, cretividad, estrategia y la justificación, con objetivos reales y medibles, de lo que se quiere conseguir con cada campaña.

¿TE SUMAS?

¿Sos influencer y querés trabajar con nosotros? ó ¿Sos marca y tenes una consulta? Completá el formulario que se encuentra debajo y en breve te responderemos.